Entrevista a Jesús Hernández Galán

“Habremos alcanzado nuestros objetivos cuando no sea necesaria una fundación como la nuestra que impulse y promocione la accesibilidad” Jesús Hernández Galán, Director de Accesibilidad Universal e Innovación de Fundación ONCE

En el siglo XXI, hemos avanzado muchísimo en muchos ámbitos de la vida como la salud, donde por ejemplo la esperanza de vida ha mejorado enormemente gracias a estos avances. En este sentido, ¿qué nos puede decir acerca de la accesibilidad? ¿Cree que se ha avanzado en la misma dirección?

Efectivamente la esperanza de vida ha aumentado. Cada vez vivimos más y en mejores condiciones de vida pero esto supone que el deterioro de nuestras capacidades funcionales son mayores. Las personas mayores cada vez demandan más soluciones accesibles, ya sea a través de entornos, productos o servicios.

Es cierto que la accesibilidad a lo largo de este siglo ha experimentado unos avances muy importantes, no sólo en el ámbito legislativo sino también en su aplicación práctica. Precisamente, hace apenas quince años se aprobó la ley más importante que tiene nuestro país en materia de accesibilidad, la Ley de Igualdad, No Discriminación y Accesibilidad Universal (Liondau). Pero sin duda alguna estos avances no deben desembocar en una “autosatisfacción” y en una parálisis de los avances futuros.

¿Dónde se debe hacer un mayor esfuerzo?

Especialmente en la conciencia y la formación. Fundación ONCE está realizando un gran esfuerzo en incluir la Accesibilidad Universal y el Diseño para todos en el contenido curricular de las carreras universitarias. También sería deseable que las empresas difundan de forma transversal las cuestiones de diseño para todas las personas, y todos sus productos y servicios fueran accesibles.

Por su parte, las administraciones públicas deben hacer un esfuerzo muy importante en el cumplimiento de la legislación vigente. Si este cumplimiento se hiciera de forma efectiva, los avances en accesibilidad serían tremendos y mejorarían la calidad de vida de toda la ciudadanía.

¿Qué aporta la tecnología a las personas con diversidad funcional?

La tecnología aporta independencia, da autonomía, fortalece la autoestima, y ofrece la posibilidad de llevar a cabo actividades y tareas que hace años eran impensables por parte de quienes componemos el colectivo de personas con discapacidad. La tecnología ha permitido a muchos de nosotros estudiar, viajar, etc., y aportamos lo mejor de nosotros mismos a la sociedad.  En definitiva debemos entender la tecnología como una palanca de las capacidades de todas las personas.

El futuro de la tecnología parece que ofrecerá más posibilidades para la integración de muchas personas en la Sociedad, ¿cuál es su visión acerca de ese futuro?

La visión es optimista. Por supuesto que hablamos de mejorar la inclusión social pero yo enfatizaría el enorme abanico de posibilidades que las tecnologías emergentes aportarán a las personas con discapacidad y a la sociedad en general. Inteligencia artificial, conducción autónoma, realidad virtual, amistad o aumentada, impresión 3D, etc. permitirán a muchas personas realizar funciones y actividades hasta ahora impensables. En definitiva presenciaremos cómo la tecnología reducirá las limitaciones funcionales de muchísimas personas.

¿Las empresas españolas están concienciadas sobre la accesibilidad? Muchas de ellas pregonan una batería de acciones para mejorar en este aspecto pero, ¿se llevan a cabo estas medidas o se quedan en una mera declaración de intenciones?

Cada día son más las empresas que intentan cumplir con unos estándares mínimos en la materia como parte de su política de responsabilidad social corporativa o como elemento diferenciador frente a la competencia. No obstante, queda mucho camino por recorrer.

En este sentido es muy importante el papel de los legisladores desarrollando un marco jurídico y un  desarrollo adecuado que permita que su aplicación práctica evite, precisamente, que esas medidas se queden en una declaración de intenciones.

¿Qué aporta Fundación ONCE e ILUNION a la sociedad? ¿Cuáles son sus retos de futuro?

Fundación ONCE, como organización, aporta su experiencia en la mejora de las condiciones de vida de un colectivo amplio y heterogeneo, a través del fomento del empleo, la formación y la accesibilidad.

Ilunion aporta vocación de servicio al resto de la sociedad y esfuerzo y talento en I+D+i.

Durante los 30 años de existencia de Fundación ONCE hemos acompañado e impulsado los avances que ha experimentado nuestro país en materia de accesibilidad. Hemos ayudado a mejorar entornos productos y servicios a través de convenios de colaboración, y hemos enseñado a implementar la accesibilidad a través de nuestros cursos de formación. Pero también, hemos aprendido nuevas formas de hacer a través de nuestros proyectos de investigación.

En definitiva hemos sido motor de cambio social en nuestro país alcanzando un estatus y posicionamiento de liderazgo tanto a nivel nacional como internacional.

Sin duda alguna esto no lo hemos hecho solos, hemos tenido en nuestro viaje socios estratégicos entre los que destacamos, muy especialmente, a la Fundación Vodafone  España. Nuestra alianza es un claro ejemplo de como la colaboración público-privada puede dar respuesta a las necesidades y expectativas de un colectivo tan amplio como el de las personas con discapacidad y sus familias.

¿Cuál considera que es nuestra asignatura pendiente como sociedad hacia el colectivo que representa?

Todavía quedan prejuicios por superar hasta poder pasar de  hablar de inclusión a estandarización.

Especialmente, los empresarios y empleadores tienen que darse cuenta del talento y ganas de trabajar y aportar que tienen las personas con discapacidad.

Creo que realmente habremos alcanzado nuestros objetivos cuando no sea necesaria una fundación como la nuestra que impulse y promocione la accesibilidad.

 

El programa Connecting for Good Galicia está dirigido a emprendedores sociales, ¿qué oportunidades ves en el campo de la accesibilidad?, ¿qué pedirías a los emprendedores en relación al tema de la accesibilidad?

Existe un gran conjunto de necesidades reales de los usuarios con discapacidad y la accesibilidad es un campo que abren nuevas perspectivas de negocio.

Pedimos a los emprendedores una mayor amplitud de miras para que se intensifique el desarrollo de productos, aplicaciones y servicios que solucionen problemas actuales y que cumplan con los parámetros de diseño para todas las personas.

En este sentido, este año y por segunda vez, Fundación ONCE ha patrocinado y ha estado presente de forma activa en el SOUTH SUMMIT, como parte de una estrategia de asesoramiento al tejido empresarial y colaboración con empresas de innovación y emprendedores aportando su conocimiento y experiencia en materia de accesibilidad y necesidades de los usuarios con discapacidad.

La accesibilidad no debe de entenderse como un gasto en el balance financiero, sino como una inversión que ofrece un retorno. Una inversión sin la que cual, cada vez más, las empresas pueden quedarse fuera de  un mercado más exigente.

Por último, y dado que nos encontramos en fechas muy señaladas, si pudiera pedir un deseo en materia de accesibilidad, ¿cuál sería?

Si me permites voy a pedir dos deseos, uno a corto plazo y otro a largo. El de corto es muy simple: “Nada nuevo que no sea accesible”.

El de largo plazo ya lo apuntaba en mi respuesta anterior, es decir que no sea necesaria una fundación como la nuestra.

 

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Crea un sitio web o blog en WordPress.com

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: